ISSYK KUL, EL LAGO QUE PODRÍA ALBERGAR GIGANTES

Issyk Kul, es el nombre que recibe un lago ubicado en Kirguistan, un país de Asia Central, la traducción de su nombre quiere decir “Lago Caliente”, y recibe este nombre, debido a que el lago nunca se congela, sin importar que se encuentre rodeado de montañas congeladas, pero, parece ser que en Issyk Kul, ocurren otros fenómenos muy curiosos.

Lago Issyk Kul

La investigación de Ilya Grabovsky

A inicios de la década de los años 30, un investigador paranormal de nombre Ilya Grabovsky, se encontraba estudiando los misterios e historias que rodeaban al lago Issyk Kul. De este modo, decidió conversar con un hombre que vivía la zona, el cual le comentó la experiencia que había tenido.

Cuenta el hombre que un día mientras pescaba en el noreste del lago con sus amigos, encontraron una cueva y decidieron explorarla. Así, descubrieron dentro de la cueva, unos esqueletos humanoides de más de tres metros de alto. Sin embargo, el hombre dice que prefirió guarda silencio al respecto junto con sus amigos.

El rey Ossounes

Siguiendo esta línea, una leyenda local cuenta que anteriormente, existía una ciudad antigua sobre el lago que terminó hundiéndose, el último rey de dicha ciudad fue Ossounes, quien era descrito como un ser de orejas largas, que podía volar sobre los picos de las montañas a velocidades increíbles.

Humanoides Acuáticos

Seguidamente, descubrió en los registros del pueblo que, durante los años del 1800, un grupo de niños descubrieron una cueva, que parecía ser la misma que había sido encontrada por el hombre. Se dice que Grabovsky intentó encontrar esta cueva, pero nunca pudo hacerlo, y si lo hizo, se cree que lo mantuvo en secreto.

Los hombres rana

Durante la época de 1980, el lago fue un lugar importante para pruebas militares de la unión soviética. Se cuenta que un grupo de “hombres rana”, nombre que recibían los buzos de reconocimiento, tuvieron un encuentro con unos seres humanoides nadando en el agua con solo trajes plateados ajustados y cascos.

Luego, se dice que cuando intentaron capturar uno, los buzos salieron disparados del agua a causa de una especie de pulso, que los propulso a todos hacia la superficie. Varios de los miembros del equipo murieron y otros quedaron inválidos.

En conclusión, es un caso misterioso, con algunas informaciones que le dan algo de veracidad, pero en realidad no tenemos ninguna prueba palpable de que esto haya sucedido. Por lo tanto, si sucedió o no, sigue siendo un misterio.

Loading...