Isco a Sergio Ramos: “80 millones” (o Florentino Pérez ficha un crack sorpresa. Y corta una cabeza)

Un delantero centro con recorrido por delante. Eso es lo que quieren Florentino Pérez y Julen Lopetegui para el nuevo Real Madrid.

Pero el dirigente no quiere tirar la casa por la ventana. En el Real evitarán ser partícipes de la inflación del mercado de fichajes y las intenciones de los responsables no pasan por hacer un gran desembolso.

Todo puede pasar de aquí al 31 de agosto. Florentino podría volverse loco y poner una morterada para llevarse a Harry Kane, por ejemplo. Pero no es esa la idea. Además, en caso de invertir una morterada, Pérez preferiría hacerlo por Neymar Jr o por Eden Hazard. Es decir, por cracks que rellenaran el vacío dejado por Cristiano Ronaldo.

A sus 27 años asegura años de fútbol por delante, mientras que sus registros tampoco están nada mal: 19 goles y 7 asistencias en 44 partidos disputadosla temporada pasada.

Su llegada además tiene la luz verde de un Lopetegui que le conoce bien de la selección española, así como de Isco Alarcón y Sergio Ramos, que ven su contratación un buen activo para la plantilla.

Benzema lo tiene crudo

Sin embargo, el que no vería tan bien su llegada es Karim Benzema, que vería como la protección que tenía de Zinedine Zidane la habría ganado Rodrigo con Lopetegui.

Julen confiaría más en moreno, esto es un hecho, lo que dejaría una situación bastante cruda para Karim. El galo no saldrá si no llega una buena oferta que contente al jugador y al club, pero su rol en el equipo quedaría tocado de muerte.