“No juegas contra el PSG”. La lista negra de Cristiano Ronaldo

No es amor, es una obsesión. Lo que tiene el Real Madrid con el PSG se llama obsesión.

La plantilla de Zinedine Zidane sabe que tal y como se han puesto de feas las cosas desde que el Barça noqueó al Madrid en el clásico, lo único que queda para salvar la temporada es la Champions.

Los dos últimos años el título europeo ha ido a parar a las vitrinas del Real Madrid. Y, cómo está ocurriendo esta temporada, todo el mundo lo veía imposible en enero.

El primer mes del año es el tempus horribilis del Madrid cada temporada. Pero una vez superado el bache, los blancos suelen firmar un buen final de curso.

Esta temporada la Liga se ha puesto prácticamente imposible –el Barça le saca 19 puntos– y la Copa se ha desvanecido al caer contra el Leganés. Pero el sueño europeo sigue latente.

Cristiano Ronaldo, estrella del equipo, lo apuesta todo a la Champions desde hace tres años. Y este no es una excepción: los registros goleadores del luso en Europa duplicaban hasta hace poco sus números en Liga.

En solo seis partidos de Champions, el luso ha firmado nueve goles. En Liga ha jugado 16 encuentros y lleva ocho tantos anotados. Los cuatro últimos, además, se han producido en los dos últimos partidos: frente al Deportivo y el Valencia.

Esta obsesión del Madrid y de Cristiano Ronaldo con Europa –sabe que ganar la orejuda es sinónimo de Balón de Oro– han llevado al luso a ponerse muy serio con el vestuario.

Recadito a Isco Alarcón

A partir de ahora no quiere inventos ni experimentos. La Champions es su territorio. Hay que luchar por ganarla y para ello hay que superar un reto mayúsculo: tumbar al PSG.

El equipo de Nasser Al Khelaifi, con Neymar, Cavani y Mbappé en la delantera da mucho miedo. Concentra la línea de ataque más temible de Europa.

Pero en los últimos años el Madrid ha demostrado saberse crecer ante las adversidades. La plantilla blanca es de primer nivel, solo falta que vuelvan a estar enchufados. Todos a una.

Por este motivo Cristiano ha dado un golpe sobre la mesa y ha mandado un aviso a navegantes. El primer señalado es Zidane. El delantero insiste: nada de experimentos.

Con la BBC hasta el fin

Hay que jugar al PSG con las armas del Madrid. Y ganarle en un duelo limpio, de tú a tú. Pero ello implica liquidar la presencia de algún jugador: Isco Alarcón.

El mensaje que ha mandado Ronaldo en este sentido es muy contundente: “No juegas contra el PSG”. El de Madeira quiere el once que trituró al Valencia en MestallaEl malagueño, ni en pintura.

Con la BBC –BenzemaBale y Cristiano– al poder, los blancos se sienten superiores. Zidane apuesta por ellos con Modric, Kroos y Casemiro detrás. Tampoco quiere que nadie de la segunda unidad se cuele en el once.

Nada de inventos. El Madrid tiene dos semanas para terminar de despertar. Es ahora o nunca. El PSG puede empezar a temblar.