PERTURBADORES Y EXTRAÑOS HECHOS ACERCA DE LOS SMARTPHONES

Anuncio

Siempre estás tocando tu smartphone, y lo mantienes cerca cuando no lo tienes en tus manos. Probablemente es tu fiel compañero, teniendo en cuenta que los usas para estar todo el tiempo conectado con las redes sociales; además si le agregamos que te costó una buena cantidad de dinero.

El equipo de trabajo de Yahoo Tech enCanadá realizó una encuesta a los reparadores de dispositivos iPhone y Android con el propósito de conocer lo que le sucede a estos aparatos en la vida real (afuera de tu bolsillo o cartera) ; cuan frecuentemente se averían y necesitan reparación.

Lo que hayaron fue impactante; y creenos que después de leer ésto no volverás a ver tu teléfono de la misma manera:

1. Tu teléfono está lleno de mugre: Nunca sabes lo que encontrarás cuando remuevas la carcaza de un iPhone o un Samsung Galaxy, pero si se sabe que no va a ser nada agradable. Los talleres de reparación que fueron contactados reportaron haber encontrado una gran cantidad de residuo dentro de los smartphones; incluyendo viruta metálica, polvo de construcción, tabaco, y hasta un residuo inexplicable de color verde.

Reparar teléfonos no es definitivamente un trabajo para los quisquillosos.

2. Es más sucio que un baño público: Y no sólo un poquito. Los smartphones tienen 18 veces más bacterias por centímetro cuadrado que un excusado; de acuerdo con investigadores de Turquía. Un estudio llevado a cabo por la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres reveló que la superficie de 1 de cada 6 smarpthones contenía…(¿cómo lo decimos de una manera delicada?) materia fecal.

3. La pelusa de tus bolsillos no son buenos amigos para tu smartphone: Es la causa número 1 de falla en los puertos para el cargador y los auriculares. Varios reparadores de smartphones manifiestan que gran parte de las reparaciones son debido a la pelusa de los bolsillos.

“La pelusa es un terrible conductor que puede disminuir la velocidad de carga, o bloquearla del todo”, afirmaron iCracked’s Forsythe. “Y no se mueve cuando soplas en el puerto; de hecho lo único que haces es empujarla hacia adentro”

4. Ten cuidado con los auriculares: La fricción resultante de estar conectando y desconectando tus auriculares al puerto del teléfono; podría eventualmente romper la soldadura; afirmó Alyssa Voorhis; compradora y vendedora de celulares usados.

Y aunque la peluza de los bolsillos podría ser meramente un obstáculo; el daño del puerto es algo que es definitivo, a menos que éste sea remplazado por uno nuevo.

5. ¿Rastros de maquillaje en tu teléfono? Para nada bueno: ¿Te ha sucedido que tu teléfono se queda mudo de repente? El culpable puede ser tu maquillaje.

“Siempre nos topamos con teléfonos llenos de maquillaje”, afirmó Forsythe. “A diferencia de los otros materiales; el maquillaje tiene a derretirse y adherirse, así arruinando los altavoces”. Dicho problema sin embargo, tiende a ser más común en las personas que poseen BlackBerry; dado que el polvo del maquillaje tiende a caer entre el teclado QWERTY.

6. ¿Has intentado secar tu teléfono con arroz? Malas noticias: Entraste al baño y tu smartphone se cayó al excusado?. Entonces vas a la cocina y sumerges tu teléfono en arroz esperando lo mejor?. Buen intento; sin embargo la idea de que tú puedes secar magicamente tu teléfono sumergiéndolo en una libra de arroz es simplemente un mito. El daño no ocurre simplemente porque el agua se introduce en el teléfono, sino que ocurre porque el agua produce un cortocircuito adentro del teléfono. Aún peor si tu teléfono logra recuperarse; el arroz podría obstruir los puertos de los auriculares y el cargador.

Si tu teléfono se llega a mojar, lo mejor que podrías hacer es apagarlo inmediatamente, desconectarlo de cualquier fuente de electricidad, intentar secarlo o esperar que se seque, y después de un rato encenderlo. Si no funciona; lo más seguro es que necesites ayuda profesional.

7. Algunos smartphones se doblan; otros simplemente se rompen: El escándalo de los iPhone 6 Plus que se doblan no es para nada nuevo. De hecho cualquier teléfono de tamaño grande con marco de aluminio se doblará si se le somete a condiciones extremas; incluyendo el iPhone 5, 5s, 6 y 6 Plus.

Una vez que el teléfono se dobla; es casi imposible “desdoblarlo”, sin embargo se podría seguir usando. Pero el gran problema es si el display ha sufrido algún daño; de ser así se deberían remplazar el display y el marco del celular; o en su defecto, comprar un teléfono nuevo.

Por otro lado; los teléfonos grandes como el Samsung Galaxy Note, los cuales el marco está hecho de un plástico especial, podrían llegar a romperse en una caida fuerte.

8. Tu teléfono es por naturalez atractivo para los insectos: ?Te ha llegado a ocurrir que las hormigas se pasean por encima de tu smartphone?; o que vas a la cama en la noche y ¿algunos insectos voladores se acercan a la pantalla y tienes que espantarlos con las manos?

¿Por qué? Por un lado es agradable y calido para ellos ahí. Así que podrían caminar hacia adentro del puerto de los auriculares o del puerto de carga, y hacerse lugar para una pequeña siesta.

Por otro lado los insectos se guían por la luz del sol; y en las noches confunden la luz de la pantalla de tu smartphone con la luz del sol, lo cual causa que se desorbiten y vuelen locamente alrededor o contra la pantalla de tu teléfono.

9. Todo teléfono tiene su debilidad: El smartphone perfecto aún no ha sido inventado; y cada uno tiene sus puntos débiles.

Los teléfonos Samsung son famosos por las fallas en sus puertos de carga y en el botón de encendido; afirma SquareTrade’s Hoffman. Mientras que los iPhones tienden a tener fallas en el rendimiento de la batería y los botones de encendido también. EcoATM’s Bowles afirma que ambos; el iPhone y el Samsung tienden a romperse cerca de sus puertos de carga.

10. Saliva de bebé = desastre líquido: “Por alguna razón la saliva de bebé destruirá inmediatamente el puerto de carga de tu iPhone”; afirma Forsythe. La base científica para ésto es todavía desconocida; pero es sabido que por alguna razón; los bebés tienden a causar una tierna destrucción con practicamente todo lo que tocan y les rodea. Sin embargo, puede que éste no sea el caso con tu bebé.