Florentino Pérez cierra el precio de venta de Cristiano Ronaldo (y de toda la BBC)

Pese a que el Real Madrid ha conseguido llevarse los tres puntos en su goleada por 7-1 ante el Deportivo de La Coruña en el Bernabéu, que calma un poco la situación, Florentino Pérez no ha cambado de idea.

El presidente tiene muy claro que la plantilla necesita una sacudida. Y de las fuertes. Ya no hay ‘intocables’ en el equipo. En especial en la línea atacante. Los números en la delantera este año son para asustar. Cristiano Ronaldo está muy lejos de ser el crack determinante que era no hace mucho, y KarimBenzema es una sombra del delantero goleador que un día fue. Gareth Bale sí que está cumpliendo, pero suele estar más pendiente de no lesionarse que de marcar.

Ronaldo se planta

El caso es que el club ya tiene decidido, si puede, sacarse a los tres de encima en el próximo verano. De hecho, todos ellos ya tienen precio de salida. En el caso del portugués el Madrid estaría dispuesto a venderlo si algún club llega y pone 100 millones encima de la mesa.

Una opción que, a día de hoy, es tan solo un sueño. Nadie en Europa tiene ganas de gastarse una fortuna en un jugador que claramente va a menos. Tan sólo las opciones de la MLS o de algún equipo de la liga China son posibles.

Pero Cristiano ya le ha hecho saber al club que no piensa moverse a no ser que sea a un equipo que le suba la ficha. Sin ir más lejos, esta semana se ha sabido que Ronaldo le ha pedido un aumento de sueldo a Florentino, pero la respuesta ha sido negativa.

Ante esta situación, CR7 tiene la idea de quedarse en el Bernabéu hasta el último día. Quiere exprimir todo lo que pueda su contrato.

Gareth rumbo a la Premier

En el caso de Gareth Bale la situación es muy distinta. El jugador y el club ya han llegado al cuerdo que lo mejor para los dos es que el galés se marche. De momento, las opciones más destacadas son dos: o bien vuelve al Tottenhamentrando en la ‘operación Harry Kane’, o bien se marcha al Manchester United, donde Mourinho lo espera con los brazos abiertos.

Pero de nuevo el problema es el dinero. En Chamartín han tasado al galés en 90 millones, una cifra que está muy lejos de lo que el United quiere pagar por él. Desde Old Trafford no quieren pasar de 60.

Otra opción que sería más que interesante de cara a los intereses de los merengues es que el extremo abaratara el precio de Eden Hazard, pero el Chelsea no es la opción que más interesa a Bale. Es el rival histórico de ‘su’ Tottenham y no quiere traicionar al club donde se hizo un grande.

A día de hoy no hay nada cerrado, pero lo que sí está claro es que este será la última temporada del crack en la banda del Bernabéu.

Benzema, un drama

Pero quién está dejando a Florentino sin dormir es Karim Benzema. El francés no podría estar jugando peor. De hecho, Mayoral, su teórico suplente, lleva los mismos goles que él: cinco. Una cifra ridícula.

El presidente, sin embargo, sigue empeñado en sacar todo lo que pueda por él. 60 millones es el precio que ha fijado para su salida. ¿Alguien dispuesto a pagarlo? De momento, no. El único equipo que ha mostrado cierto interés en el delantero blanco es el Arsenal de Àrsene Wenger.

Pero desde Londres tienen algo muy claro: no pasarán de 40 millones. El míster francés no va a tirar la casa por la ventana por su compatriota. Sabe que a Karim le quedan apenas dos o tres temporadas buenas (si se recupera) y no quiere que se le vaya medio presupuesto en él.

Por su parte, el mismo Benzema ya le ha comunicado al club que no se irá a no ser que le igualen lo que cobra en el Bernabéu y que, además, sólo lo hará a algún club ‘grande’. Parece complicado.

Tres operaciones muy distintas que tienen un objetivo común: hacer caja. El club, con Pérez a la cabeza, sabe que el próximo verano será uno de los más movidos. Se llevarán a cabo fichajes más que caros (Harry Kane y Neymar Jr le supondrán un gran desembolso) y necesitan aumentar la cifra de los ‘ingresos’.