Las 6 cosas que necesita el Madrid para salir de la crisis

1. Recuperar la forma física de antes

El Madrid lleva varias jornadas que acaba muy justito los partidos físicamente hablando. El rendimiento de los merengues cae en picado en las segundas partes y esto puede ser porque los jugadores no tienen ese punto físico que les hacía ser incisivos los 90 minutos e incluso conseguir muchos goles en esos momentos. Kroos, Modric, Marcelo o Benzema son claros ejemplos.
2. Mano dura

Parece que las charlas de Zidane ya no funcionan. El entrenador intentan transmitir tranquilidad con sus palabras, pero lo cierto es que el método del francés no está funcionando en estos momentos y a falta de buen juego hay que hacer ver a los jugadores que hay que tener carácter y cambiar la actitud.
3. Precisión en los últimos metros

Mala suerte, poca puntería, desacierto…todo esto es lo que está teniendo el Madrid en los metros finales. No puede ser que el equipo haga 20 ocasiones por partido y no marque goles. Y es que el Madrid lleva los mismos goles a estas alturas que equipos como el Celta, uno más que la Real Sociedad y dos más que el Betis, que marcha duodécimo.
4. Evitar la sangría en las segundas partes

El Madrid, además de no marcar goles, se está desfondando en las segundas partes. Algo pasa para que el saldo sea de 23-6 a favor en los primeros tiempos mientras que en los segundos 45 minutos han encajado 11 goles y sólo han metido 9 en toda la Liga. Si no tuviera esa sangría, el Madrid sin duda iría líder.
5. Confiar más en la segunda unidad

Mientras que el año pasado Morata, Asensio, Kovacic o Lucas eran más protagonistas y aportaban más goles al equipo, esta temporada Zidane apenas está dando oportunidades a la segunda unidad. No confía en Ceballos, Theo o Mayoral, mientras que Asensio y Lucas están teniendo muchos menos minutos.
6. Caras nuevas

Zidane dice estar contento con lo que tiene pero no confía en algunos de sus jugadores. Por tanto, a lo mejor debería el Madrid hacer una incursión en el mercado y buscar caras nuevas en algunas posiciones, como por ejemplo la delantera.