Messi pacta con Valverde tres salidas (y un fichaje galáctico para enero)

A la espera. Cuando Leo Messi estaba en plenas negociaciones con el FC Barcelona por su renovación con el club culé, puso una condición innegociable sobre la mesa para estampar su firma en el nuevo contrato. El argentino exigió que los responsables le construyeran un equipo de garantías con el que seguir ganando títulos a corto/medio/largo plazo.

La salida de Neymar Jr del equipo blaugrana fue una de las razones que más pesaba en la petición del delantero argentino. Sin el crack carioca y con 222 millones de euros en la caja, los mandatarios estaban obligados a satisfacer las peticiones del astro de Rosario.

La calidad del equipo había bajado en gran medida sin el jugador que ahora milita en el Paris Saint-Germain. Pero lo ingresado debía servir para hacer olvidar al ex del Barça. No obstante, el trabajo de los dirigentes no ha terminado de convencer al ‘10’ blaugrana.

Al margen de la lesión de Ousmane Dembélé, que no ha podido demostrar si es un jugador válido para el equipo y capacitado para asociarse con Leo, al argentino le sobran algunos miembros de la plantilla actual que esperaba que el club diera salida el pasado verano a cambio de otros cracks.

Con el mercado invernal a la vuelta de la esquina, el atacante lo ve como una oportunidad para el club para realizar los movimientos que quedaron pendientes en la ventana estival.

Están fuera

Futbolistas como Arda TuranAndré GomesPaco AlcácerRafinhaThomasVermaelen y Aleix Vidal, a los que no ve con el nivel suficiente para aportar lo que necesita el grupo para levantar títulos a final de temporada.

A ellos hay que sumar un Gerard Deulofeu que ha ido claramente de más a mucho menos y a un Javier Mascherano del que Messi exige su salida, en su caso por beneficio del jugador y de la Selección Argentina. Y es que Leo quiere que el Jefecito tenga los minutos necesarios sobre el terreno de juego para llegar a tope al Mundial de Rusia 2018, y ello sólo pasa por la salida del central.

En cuanto a los otros, tienen los días contados. No saldrán todos en enero. El argentino y Valverde pactaron abrir las puertas a tres efectivos, como mucho, contando a Mascherano. No obstante, si llega una buena oferta por algún otro se valorará seriamente. Lo que sí es seguro es que en junio se intentará que no quede ninguno de ellos.

Fichaje tapado

Asimismo, el delantero no apuesta por no acometer ningún fichaje el próximo mes y esperar a ver qué resultado da Dembélé, que está a las puertas de regresar a los terrenos de juego.
El francés pasará un examen hasta junio. Ahí decidirán si también está en la puerta de salida.