El lío con Piqué que se cuece a fuego lento en el Barça (y salpica a Shakira)

Anuncio

Por si no tenía suficiente con los rumores de crisis de pareja que tiene GerardPiqué con Shakira y las continuas polémicas con los pitos en la selección en las que se ve envuelto el central del FC Barcelona, ahora se suma el problema de la renovación.

La situación es esta: el catalán acaba contrato en 2019. Visto lo visto en el último mercado de fichajes el defensa debería renovar antes del verano para así dejar cerrado ya su futuro con el club.

Y no será fácil. En estos momentos las relaciones entre Piqué y la directiva no son las mejores. La famosa foto que colgó Gerard con Neymar y el famoso ‘se queda’ hizo mucho daño dentro del club.

Por si fuera poco Pep Segura, el manager general del área de fútbol, no dudó en poner en el disparadero a Piqué criticando su mal juego en la Supercopa de España. Un partido ante el Real Madrid que los blaugrana perdieron y el catalán se metió un gol en propia.

Dos situaciones que han tensado mucho las cuerdas entre las dos partes.

Culé de corazón

Lo que llena de optimismo a los aficionados es que saben que Piqué quiere acabar su carrera en el Barça. Él mismo lo dijo: “Ya me fui una vez y no volvería a hacerlo nunca”, una frase que muestra su compromiso con el club de sus amores.

De hecho ya son muchos los que ven al defensa como un futuro presidente del club. Algo que aún queda muy lejos pero que cada vez que se lo preguntan, ‘Geri’ no desmiente.

Valverde cuenta con él

En el terreno deportivo Piqué tiene un puesto asegurado en el once titular de Ernesto Valverde. De hecho, él y Samuel Umtiti son los dos únicos cerrojos que tiene el vasco en su defensa ya que Mascherano ha anunciado que probablemente dejará el club este verano y a Thomas Vermaelen ni está ni se le espera.

Es cierto que Ernesto quiere fichar ya a un central para que, poco a poco, vaya haciéndole la competencia a ‘Piquenbauer’, pero también es cierto que el Txingurri sabe que aún queda mucho fútbol en las botas del ‘3’ culé y quiere contar con él todo lo que pueda.

Pero pese a que el jugador y el entrenador están de acuerdo, veremos como se resuelve un proceso de renovación que todo apunta a que no será fácil. Un problema más para un Gerard y una Shakira que no pasan por su mejor momento.

Anuncio