Un granjero pensó que había adoptado a 4 gatitos hasta que comenzaron a crecer

Anuncio

Hace meses, un granjero ruso encontró 4 gatitos recién nacidos en su granero, que al parecer habían sido abandonados. El granjero esperó, pero la madre nunca volvió a por ellos.

Así pues, el granjero enseguida comprendió que aquellos pequeños necesitarían ayuda para sobrevivir. No obstante, estos no guardaban mucho parecido con los gatitos que el granjero estaba acostumbrado a ver, por lo que decidió a compartir sus fotos en internet en busca de la opinión de los expertos.

Tal y como había sospechado, no se trataba de simples gatos domésticos…
Un grupo de expertos confirmó las sospechas del granjero: se trataba de gatos de palla, una especie de gatos salvajes propios de Asia Central

Automáticamente el granjero se puso en contacto con la reserva natural de Daursky, desde donde mandaron una unidad para recoger a los pequeños. Entonces, el personal quiso comprobar si dos gatos comunes podrían amamantar a los recién nacidos

Por suerte, la idea fue un éxito y las gatas empezaron a tratar a los pequeños como si fueran sus propios hijos

Poco a poco los gatitos fueron creciendo y haciéndose cada vez más fuertes, siempre bajo los cuidados de la reserva

Aunque guardan cierto parecido con sus primos domésticos, su composición es más ancha, tienen patas más cortas y una piel más gruesa que les protege del frío siberiano

Cuando fueron adultos y sus cuidadores vieron que estaban preparados, fueron devueltos a la naturaleza bajo supervisión

Desde entonces, se han acostumbrado a su entorno natural y llevan una vida completamente normal

Una historia con final feliz para estos cuatro pequeños tan especiales y que nos llena profundamente de alegría. ¿Qué te ha parecido?

Anuncio

Be the first to comment on "Un granjero pensó que había adoptado a 4 gatitos hasta que comenzaron a crecer"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.