10 Misteriosos descubrimientos que la ciencia moderna aún no ha podido explicar

Anuncio

Es imposible no sentirse maravillado con todo lo que este mundo tiene para ofrecernos. De verdad, hay localidades fascinantes que sin duda todos deberíamos visitar al menos una vez en la vida. Incluso, existen lugares misteriosos, para aquellos que disfrutan los enigmas.

Y es que el mundo está lleno de misterios hoy en día. En cada minuto que pasa, se hace un nuevo hallazgo y se plantean nuevas hipótesis de lo que pudo haber ocurrido hace millones de años. Por lo que difícilmente podremos vivir lo suficiente para poder ver todo esos enigmas resueltos.

Para demostrarte que no mentimos, hemos decidido compartir contigo una serie de extraños descubrimientos que aún la ciencia moderna no ha podido resolver. Estamos seguros que quedarás igual de fascinado que nosotros con algunos de ellos.

¡Recuerda escribirnos en los comentarios cuál de los siguientes hallazgos te pareció más interesante!
1. El Complejo Templario de Saksaywaman, Perú.

Lo misterioso de este complejo templario es que está formado con piedras “perfectas” y que se completó sin haberse usado ningún motero, lo que lo hace realmente increíble. En algunos lados, las piedras están posicionadas a tal perfección que es imposible pasar un trozo de papel entre ellas. Además, cada bloque tiene una superficie lisa y esquinas redondeadas. ¿Cómo se construyó? Nadie lo sabe.

2. Puerta del Sol, Bolivia.

La Puerta del Sol se encuentra en Tiwanaku, una antigua y misteriosa ciudad de Bolivia. Algunos arqueólogos creen que fue el centro de un enorme imperio durante el primer milenio de la era cristiana. Por el momento, nadie sabe lo que significa las tallas que hay en la Puerta, pero se cree que tiene un significado astrológico o astronómico.

3. Mohenjo-daro (El Montículo de los Muertos), Pakistán.

El secreto del derrumbe de esta ciudad ha dejado perplejo a los expertos durante décadas. En 1922, el arqueólogo R. D. Banerji descubrió las antiguas ruinas en una de las islas del río Indo. De allí, se plantearon varias interrogantes: ¿cómo fue construida esta ciudad? ¿Y qué le pasó a sus habitantes? Por el momento, no se ha encontrado respuesta alguna.

4. Las cuevas de Longyou, China.

Estas cuevas fueron hechas en arenisca por manos humanas. Y ese trabajo habría requerido de la participación de miles de persona. No obstante, no hay mención en la historia de estas cuevas, ni de los métodos utilizados para construirlas.

5. Las aves Moa.

Las aves Moa eran aves no voladoras que habitaban en Nueva Zelanda y que se extinguieron hace 500 años atrás. Según la teoría, las mismas fueron asesinadas por el mismo pueblo moarí. Durante una expedición en el siglo XX, los científicos encontraron una garra de la ave que increíblemente se encontraba bien conservada.

6. El obelisco inacabado, Egipto.

Tal parece que este obelisco comenzó a ser tallado directamente de una roca, sin embargo, la misma se agrietó y se quedó en esa condición, sin terminar.

7. L’Anse aux Meadows, Canadá.

Este sitio en Canadá fue una vez un asentamiento fundado por los vikingos hace unos 1.000 años. El hecho de que exista esta estructura indica que los marinos escandinavos llegaron a Norteamérica mucho antes del nacimiento de Cristóbal Colón.

8. La ciudad subacuática de Yonaguni, Japón.

Esta antigua estructura fue descubierta por casualidad por el instructor de buceo Kihachiro Aratake. La ciudad submarina ha confundido muchas teorías científicas. Y es que la roca tallada se encuentra sumergida por más de 10.000 años, mucho antes de que se erigieran las pirámides egipcias. Es más, según varios arqueólogos, se suponía que durante esa era primitiva, la gente vivía en cuevas; por lo que no podían erigir ciudades de piedra.

9. Las gigantes esferas de piedra de Costa Rica.

Estas misteriosas piedras no son sólo intrigantes por su forma perfectamente esférica, sino también por sus orígenes y propósitos desconocidos. Fueron descubiertas en los años 30 por unos trabajadores que despejaban la selva. Las leyendas locales sugerían que las mismas guardaban oro en su interior, pero resultaron estar vacías.

10. Túneles de la Edad de Piedra.

Por toda Europa, desde Escocia hasta Turquía, se extiende una amplia red de túneles subterráneos que demuestran que las comunidades de la edad de piedra no eran simples cazadores-recolectores. Sin embargo, sus verdaderos propósitos siguen siendo un misterio, pero algunos investigadores creen que eran utilizados como protección contra los depredadores.

Anuncio

Be the first to comment on "10 Misteriosos descubrimientos que la ciencia moderna aún no ha podido explicar"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.